Este sitio web ofrece una óptima visualización para navegadores compatibles con HTML5 y CSS3: Firefox y Chrome. Ofrece compatibilidad con Safari y Microsoft Edge.

En caso de usar Microsoft Explorer, es necesaria una versión 11 o superior en vista compatibilidad. Más Información

El liderazgo de la ética y la transparencia es una cuestión de prioridades

Nuestros valores y principios

La integridad personal y profesional comienza en cada uno de nosotros

TRAMVIA METROPOLITÀ, S.A., TRAMVIA METROPOLITÀ DEL BESÒS, S.A., TRAMBAIX UTE y TRAMBESÒS UTE (en adelante TRAM) están plenamente comprometidas con los más altos estándares éticos, así como con el cumplimiento de toda la legislación que les resulta aplicable, ya sea en sus relaciones con sus directivos y empleados, independientemente de su categoría profesional, o con sus grupos de interés y colaboradores en todas las actividades que desarrollan.

TRAM dispone de un Código Ético que resulta de aplicación a todos sus trabajadores y a sus colaboradores. El Código Ético de TRAM representa uno de los elementos principales de la gestión de la Responsabilidad Social Empresarial (RSE) y es el pilar para el desarrollo de sus valores corporativos. Garantiza la aplicación colectiva de los compromisos adquiridos, el efectivo cumplimiento de los derechos humanos y laborales, y la integración de todo el colectivo de personas en la cultura corporativa. Todos los empleados de TRAM deben conocer y firmar el Código Ético.

Puede descargar el Código Ético de TRAM mediante este enlace: DESCARGAR

En este marco, la prevención de delitos es una prioridad para las Organizaciones. Las cuatro empresas que componen TRAM, tienen implementado su propio Modelo de Prevención y Detección de Delitos Penales. Dentro de las herramientas de las que se pueden hacer uso, el canal ético o de denuncias es una de las más efectivas en la prevención del fraude, la corrupción y cualquier otra irregularidad e incumplimiento.

Canal Ético o de Denuncias

El Modelo de Prevención y Detección de Delitos Penales define los canales para que todos los directivos, empleados, grupos de interés y colaboradores, puedan comunicar incumplimientos del Código Ético, así como de la legislación y normativa interna aplicable de cada una de las Organizaciones.

El Canal de Denuncias es una herramienta que permite comunicar, de manera confidencial y a través de un sencillo formulario, aquellas actividades y conductas potencialmente irregulares que puedan suponer un incumplimiento del Código de Conducta y/o la posible comisión de un delito penal.

Las comunicaciones podrán ser anónimas, no exigen la inclusión de los datos personales del denunciante, y permitirán el envío de cualquier duda o consulta en materia de ética y cumplimiento. Todas las comunicaciones serán recibidas y analizadas diligente, rigurosa y confidencialmente por MOLINS & SILVA.

El Modelo de Prevención y Detección de Delitos Penales garantiza la no represalia ante cualquier consulta/comunicación de incumplimiento realizada de buena fe.

En ningún caso se facilitará información del desarrollo de las investigaciones y del resultado de las mismas a los denunciantes anónimos.

El código ético de TRAM garantiza la no represalia ante cualquier consulta/ comunicación de incumplimiento realizada de buena fe.

En la política de uso del canal ético se concreta la gestión de las consultas/comunicaciones de incumplimiento. Aquí puede consultarse el documento íntegro de la política de uso del canal ético